lunes, 30 de julio de 2012

Alibaba y los nuevos retos de un #mercado de bazares ... #China y su potencial -#ecommerce #ebusiness #globalización

Hace algunos años hablé del portal Alibabá, ¿sería por el 2007? ... por supuesto nadie me creyó mucho, a pesar de que China ya era el tigre asiático de mayor potencial y se veía su potencial.

Alíbaba era un portal normal, de comercio, tipo ebay, pero con proveedores y clientes chinos. Hasta ahí todo normal. Pero ahora este portal ya está a un paso de superar a google y ebay y paypal (ver En la Cueva de Alíbabá).

Como todo negocio basado en China, muchas cosas son distintas, partiendo por su volumen de ventas y mercado hasta su forma de gestión (nada que ver con el modelo google de trabajo, sino puro trabajo del estándar). 

Ahora se está expandiendo de manera silenciosa pero masiva, al más modelo puro estilo oriental de trabajo, constancia y casi realmente 24x7 en horas de trabajo tanto online como presencial. Tal es su crecimiento que maneja plataformas como Taobao y ahora Tmall, que cuando penetren en mercados occidentales puede ser que las fuerzas del mercado de la compra online cambien. Por ahora, limitantes de idioma, conocimiento de las plataformas, y la poca confianza en los productos chinos, les impiden más fuerza en mercados occidentales. 

Algunos gurús de la administración dicen que el modelo de bazar chino es un modelo de emprendimiento y crecimiento a imitar. Quienes tenemos esos bazares cerca, en el barrio, vemos que trabajan en familia, de lunes a domingo, ofrecen de todo a precios competitivos, de calidad aceptable para el precio que se ofrece (pero con cuidado), horarios del tipo 6Am a 23:30, no saben el idioma del cliente salvo las nuevas generaciones, viven en departamentos/pisos a la medida, no ostentan y tienen sus propios canales de financiamiento. El resultado es que están pasando de no verse mucho en las calles, a estar comprando en tiendas de grandes centros comercales, bancos locales ofrecen publicidad en mandarín, se están viendo en colegios locales, y ya veremos que más. Su poder adquisitivo con la crisis aumenta pues sin crisis ya tienen márgenes generosos, muchos ya stán terminando de pagar sus deudas, pero ahora con crisis su mercado de clientes ha aumentado y los resultados son obvios. 

Eso sí, como todo mercado que crcee, el comercio chino, comúnmente de bazares, pero que incluye ya restaurantes y bares, tienas de ropa, y fruterías (hay más pero estos son los más visibles), está saturado y se ve que ya están cerrando locales chinos (antes no). Las leyes inmutables del mercado les han alcanzado de forma natural.

Alibabá es un bazar global. ¿Será que su éxito será como el de los bazares de barrio?

¿Te interesó? Suscríbete para recibir actualizaciones por correo ...

Entradas populares de la semana