jueves, 9 de junio de 2016

Innovación pública: entre "el huevo y la gallina"

la innovación en una región está limitada si no se cuenta con innovación pública.


Partiré con una idea: la innovación en una región está limitada si no se cuenta con innovación pública.

Aunque esto no es tan sencillo, por la estructura tradicional de la administración pública, es un hecho posible y necesario para aumentar la productividad de manera sostenible en cualquier región. 

Para hacerlo hay que mirar prácticas de innovación que puestas en el sector privado fortalecen a la propia innovación, pero re-leídas de tal manera que sean prácticas que introduzcan la innovación en el sistema público ... de cualquier región. 


Mariana Mazzucato: el gobierno ... inversor, tomador de riesgos, innovador (traducción al castellano, 14:01'). 


1. Crear valor público aplicando nuevas soluciones.

Lo planteado hasta ahora por la administración pública queda corta con las necesidades mundiales que se tienen. Es más, introducir la innovación como parte de una moda o para rejuvenecer el discurso político no será exitoso. Es necesario crear valor público planteándose innovaciones no solo de procesos sino también de productos, e incluso de la propia de hacer gobierno y de hacer democracia (ver post "Propuesta de "#Gobierno como #Innovación" y de "#Democracia como innovación" desde las ideas de D. Diderot" -http://www.christianestay.com/2012/11/gobierno-como-innovacion-y-de.html -, Febrero 13, 2013). Ahora mismo no hay indicios de que la innovación pública tenga como misión cambiar las relaciones de poder imperantes. 

2. Descentralización de las decisiones.

Para instaurar la innovación se requiere menos centralización y más descentralización del sistema, pues el exceso de reglamentos centralistas, imponedores de barreras, es contrario a la innovación y a la creatividad. Innovar, sea privadamente o públicamente, requiere actuar y sestear, pero la administración pública tiene procesos largos de decisión.

3. Agilidad en la toma de decisiones.

Será necesario contar con herramientas para las tomas de decisiones ágiles. La demanda cada vez crece más y el sector público no puede quedarse corto en las respuestas. Ser ágil no significa dejar de hacer las cosas, implica innovar en cómo hacer las cosas y en cómo no hacerlas. La administración pública muchas veces sigue patrones que "simplemente deben seguirse" o "hacer las cosas cumpliendo la norma". 

4. Open data de las administraciones.

Es necesario crear sistemas que generen confianza y que sean útiles para la ciudadanía. Por ejemplo, los datos abiertos de los gobernantes podría crear confianza y la implementación de sensores estratégicos para soluciones sociales son útiles para el aumento de la productividad de cualquier región. Y esto lo podemos unir a soluciones que provean datos para interoperar y explotar posibilidades de big data. Ser ágil no significa dejar de hacer las cosas, implica innovar en cómo hacer las cosas y en cómo no hacerlas. La administración pública muchas veces sigue patrones que "simplemente deben seguirse" o "hacer las cosas cumpliendo la norma". 

5. Cultura para una innovación disruptiva pública.

Es necesario implementar una cultura de innovación para los sectores públicos que permitan asumir riesgos medibles y tener tolerancia para el fracaso. Sin embargo, es necesario profundizar este aspecto puesto que hay que medir el uso positivo de los fracasos como fuente de aprendizaje en la mejora de la administración pública, y esto mismo requiere saber gestionar el abuso de la intolerancia mediática hacia la gestión política cuando al probar no produce resultados positivos. La administración pública en este sentido es muy débil. 

6. Modelos de creación de valor público.

Necesariamente las primeras innovaciones del sector público tendrán que ver con el modelo de gestión con que se implementan con el fin de crear valor público, pero a diferencia del mundo privado o empresarial, estos modelos que pueden ser reservados, en la administración pública deben ser abiertos. La administración pública en este sentido, muchas veces ejecuta tareas perdiendo de vista el valor público de los mismos y sus modelos han quedado sumergidos en la telaraña de trámites que sea realizan casi de forma ciega. 

7. Talento público para la innovación.

Se requiere de un talento innovador por parte de los empleados públicos, por lo tanto deberán ser personas cada vez más proactivas para la solución. La administración pública en este sentido ha avanzado mucho a nivel de contratación, pero a nivel de cultura y motivación debe reforzarse el desarrollo de talento. 

8. Filosofía Lean Start up adaptada al sector público.

La filosofía de Lean Start up tiene como objeto lanzar productos o servicios mejorables relacionándose directamente con el cliente, de esta manera se ahorran costos del lanzamiento final del producto o servicio. Es decir, se requiere de la mejora continua para crear innovaciones radicales para alcanzar negocios exitosos. La administración pública debe introducir ésta u otras herramientas, pero con misión pública. 

9. Participación ciudadana sin politización.

La innovación no es posible simplemente hablando, es necesario hacer. Por tanto, el sistema de participación ciudadana requiere de acción al servicio público con resultados alcanzables sin presión política que condiciona la participación sin involucrarse en resultados medibles. La administración pública suele hablar de participación ciudadana desde la óptica "funcionaria", pero olvida o no pueden incluir la óptica del "ciudadano de a pié".

10. Equipos con talento innovador.

Se necesita de talentos expertos en materia de innovación para la articulación de un sistema con estructura mixta y flexibilidad de organización y de decisión para que coordine todo el sistema. La administración pública está incorporando perfiles promotores de talento innovador en las contratación , pero lo importante es que estos talentos sean sostenibles, lo cual muchas veces choca con la alta rotación de cargos y funciones producto de los cambios internos de un gobierno. 

11. Liderazgo innovador público.

Se critica que los estados y gobiernos no son innovadores. Pero eso es un tema linguístico, pues la innovación ocurre siempre donde haya personas dispuestas a mejorar al menos su puesto de trabajo y ser "humildes" en mejorar. Por eso, puede decirse que la innovación pública -por su rasgo especial dentro de la administración pública- debe superar su miopía del "lo sé todo" o "el somos innovadores", y apostar por abrir espacios donde sea posible debatir dentro de las rígidas estructuras públicas y políticas, y promover que el gobierno debe actuar con un liderazgo innovador, aunque no pueda o cueste. La administración pública en este sentido tiene muchos retos que superar. 

Enumerados estos puntos, cabe acotar que esta propuesta de 11 ideas no se considera exhaustiva y que cada gobierno, administración, o región, debe adaptarla a la realidad que vive y a sus propias necesidades; pero definitivamente es una buena manera de comenzar un debate.

Estos puntos, o prácticas, bien servidas y comprendidas al momento de aplicarse, ayudan a que la innovación pública exista de manera robusta. Podrá ser que con una de ellas baste para poner en marcha un proceso de innovación pública, pero es claro que a mayor cantidad de ellas en funcionamiento, será mucho mejor.

E, independientemente de lo anterior, hablar de innovación pública en el sector público, genera un ciclo similar al que genera la pregunta : ¿qué fue primero, el huevo o la gallina"?. 

Así podemos decir:
  • La innovación debe ser un articulador en el sector público, y así el sector público será quien ayude a que la innovación sea un activo de toda una sociedad y no un elemento más de parcelas de poder pre-existentes o que generen nuevos ghettos de exclusión.
  • La innovación en el sector público se ha enriquecido con la experiencia privada, aunque ello signifique entrar en debates sobre el fin de lo público ante modelos de innovación privados, mientras aún se están buscando modelos de innovación social. 

El debate sigue servido y hay que tomar un poco de riesgos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Te interesó? Suscríbete para recibir actualizaciones por correo ...

Entradas populares de la semana