sábado, 12 de noviembre de 2016

#innovar y #emprender: algo de mucho cuidado.

¿Ha comprendido lo sociedad realmente lo que significa innovar y emprender?
¿Ha comprendido lo sociedad realmente lo que significa innovar y emprender? 

Innovar y emprender son dos términos que se han puesto de moda, principalmente cuando se habla de desarrollo económico, desarrollo local o desarrollo empresarial. 

Los jóvenes ya consideran que debe ser parte de su cultura y que si no se nace emprendedor hay que comenzar a desarrollar las habilidades que les acerquen hacia ese fin. 

Considero que los términos emprendimiento y el acto de emprender requieren revisar la llamada disonancia etimológica, mientras que la palabra innovación requiere profundizarse aún más; y eso es lo que me propongo hacer con este post. 

Quisiera comenzar este párrafo con una pregunta ¿Es lo mismo emprendimiento que emprender?


Tendremos que comenzar diciendo que hay que tener mucho cuidado cuando nos referimos a estos términos, ya que definitivamente no es lo mismo. 


Formalmente hablando, el emprendimiento alude al máximo reto de poner en marcha un modelo de negocio no concebido antes

Mientras que emprender hace referencia al acto de iniciar alguna actividad

Es decir, normalmente se emprende una actividad, pero no por eso se hacen o consiguen  emprendimientos. 

 Y… ¿Cómo podemos interpretar innovación y el proceso de innovar? 

Con estos términos ocurre exactamente lo mismo que con emprendimiento y emprender. 

Mientras el primero, innovación alude a un resultado cuyo éxito depende de la superación de muchas etapas para ser considerado innovación incluyendo los frutos económicos reales

El segundo término, proceso de innovar, se refiere al conjunto de herramientas, metodologías, métodos que se utilizan para tratar de alcanzar la innovación, cuyo resultado puede o no ser una innovación pero si algo muy beneficioso para las personas y la sociedad que participan del proceso.

Por eso la importancia de dominar la etimología subycente y ofrecer un sistema de innovación, y un sistema de emprendimiento, integrados, ambos, a los procesos tradicionales de mantenimiento económico de la sociedad que han existido, existen y seguirán existiendo.

Hoy en día hay que salir de la zona de confort de los cómodos y "facilitistas" conceptos "emprender" e "innovar" que se usan.


Motivación: salir de la zona de confort (7:28')


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¿Te interesó? Suscríbete para recibir actualizaciones por correo ...

Entradas populares de la semana